martes, 30 de marzo de 2010

Veronika decide morir, Paulo Coelho.




Título en español : Veronika decide morir
Editora : Planeta
Año de publicación : 1998
Año de esta publicación : 2006



Confieso que continué leyendo a Coelho primero: porque “O monte cinco” fue entretenida y, sobretodo, “A bruxa de Portobelo” me gustó, y segundo: en Japón no encontraba libros en español.

Este libro fue tedioso; no veía cuando acabarlo. Ya en la primera hoja encontré algo que no me agradó de entrada: página 7, capítulo 1, la frase “Embora não tivesse nenhum interesse especial por informática....”. Página 8, mismo capítulo, 10 líneas después: “Veronika começou a ler sobre informática, um assunto pelo qual não tinha o mínimo interesse”. Repetitivo. Y no es error de imprenta ya que es toda una frase, ni de traducción porque es edición brasileña. Así que con ese inicio no esperaba mucho del libro entre manos.

Verónica es una eslovaca con todo en la vida: linda, con buen trabajo, acceso a los novios que quisiese, familia que la quiere, pero, a pesar de todo eso no es feliz (parece novela de tv mexicana), y, con una sobredosis intenta suicidarse sin conseguirlo. En la clínica donde está internada y con su estado de salud quebrantado decide (las decisiones de la muchacha) vivir. Hay un capítulo algo interesante (pág 131), que hace que despierte del sopor en el que el libro me envuelve, cuando Verónica, pensando que le quedan pocos días de vida decide masturbarse por primera vez en su vida y delante de Edward, su amigo, a quien aparentemente sólo le interesa que ella toque el piano, ya que vive en un mutismo total, como en otro mundo. Ella se toca, hace que él la toque, desearía que su amiga Zedka estuviese ahí para que también entre a su juego “porque uma mulher sabe como tocar o corpo da outra como nenhum homem consegue, já que conhece todos os seus segredos”; llega a tres orgasmos seguidos y, pocos días después Edward le hace saber a la pequeña pervertida que recuerda todo lo pasado en aquella noche.




Recuerdo que estaba en un tren cuando pasé por esas líneas. Salvo esa parte que despertó mi morbo el libro fue aburrido, con demasiado edulcorante, teniendo a una Verónica que con 24 horas o menos de vida quiere hacer todo lo que no hizo hasta entonces.

Perfecto para quienes buscan un libro de auto-ayuda disimulado de novela. Incluso el autor aparece al inicio como un personaje que se cruza en la vida de Verónica. Estos son los libros que hacen que te alejes por completo de un autor. Un bodrio total.

jueves, 25 de marzo de 2010

Panul, Cabernet Sauvignon 2008




Viñedos Errazuriz Ovalle; Panul; Cabernet Sauvignon 2008; 13% Grad. Alc; Valle de Colchagua, Chile.


Como mi esposa no está por aquí me arriesgué a beber un vino del que no esperaba mucho, y luego de probarlo puedo decir que ya bebí peores. Leo en la etiqueta posterior que la palabra “Panul” significa “abrazo” en lengua nativa chilena (no mencionan cual). De color carmín, con apariencia de poco cuerpo. Olor con alcohol, parece tener algo más ahí pero la sensación de alcohol es persistente que no aguantas tener la nariz por mucho tiempo ahí, a pesar de que el vino ya descansó un tiempo en la copa. Al probarlo: tiene un punto de acidez, pero lo que incomoda es aquella sensación de alcohol que se siente en la garganta y luego en el cuerpo: muy desagradable. Hay algo de astringencia, muy leve, pero la presencia del alcohol es lo que hace imbebible este vino. Reconozco que aquel Casa Sierra chileno anterior fue una porquería: este creo que no es tan asqueroso, cuestan lo mismo (RS12), pero definitivamente no repetiría una experiencia como esta, y menos aún con mi esposa a mi lado: no le haría eso.

lunes, 22 de marzo de 2010

Señor de Sipán, Pirámides de Túcume, Chiclayo

El viaje a la ciudad de Chiclayo tenía la finalidad de visitar las Pirámides de Túcume y sobretodo los Complejos Arqueológicos de Sipán y el majestuoso Museo Tumbas Reales de Sipán, además de saborear la deliciosa comida.

Ni bien llegando a Lima ya teníamos los pasajes separados en la empresa Cruz del Sur por la noche rumbo a Chiclayo que mi amiga Jennifer había comprado con anticipación. Llegando a Chiclayo por la mañana solo era buscar un hotel barato y aprovechar el resto del día para descansar en la Playa Pimentel. No tuve coraje de sacar algunas fotos en la playa por el día puesto que habían ciertos grupos de personas que no inspiraban confianza alguna. Es más, para entrar en el mar nos turnábamos, así uno de nosotros se quedaba cuidando las cosas. Es ilógico ir del Brasil a Perú para ir a alguna playa (a menos que sea para surfear), para descansar, ya que, el 80% (o quizá más) de las playas brasileras son paradisiacas, de arena blanca y agua tibia; en Perú no, son muy pocas con esas características.





Las mejores playas están un poco más al norte del Perú (en los departamentos -estados- de Piura y Tumbes). Esta aquí fue un plus para descansar del largo viaje, tomando sus providencias por las cosas. Lo mejor vino al atardecer. Mientras que en Brasil y en cualquier playa del Atlántico el sol nace, aquí en el Pacífico se oculta, y la vista cada tarde es hermosa: ¡A Cris le fascinó!



Ya al día siguiente estábamos prontos para los tours. En Chiclayo es mejor adquirir paquetes de alguna agencia de turismo, ya que, los Complejos Arqueológicos son alejados entre sí, e ir sólo te demandará mucho más tiempo: ese es un punto importante a tener en cuenta. El primer sitio es Huaca Rajada ("Huaca", en quechua: lugar sagrado) en el distrito de Zaña, lugar donde han construído el nuevo Museo Huaca Rajada para los restos encontrados en el 2007. Es pequeño pero muy interesante. Luego, ahí no más, se visitan las tumbas donde fueron encontrados los restos del gobernante Mochica.


¿Qué es la Cultura Mochica?

Todos conocen a "los incas". Antes de la aparición del Imperio Incaico hubieron 14 Culturas Pre-Incaicas:

1- Cultura Cuspinique, que duró del 900 a.C. hasta el 200 a.C.
2- Cultura Chavín, que duró del 1000 a.C. hasta el 200 a.C.
3- Cultura Paracas, que duró del 400 a.C. hasta el 200 d.C.
4- Cultura Vicus, que duró del 100 d.C. hasta el 400 d.C.
5- Cultura Mochica, del año 0 hasta el 600 d.C.
6- Cultura Nazca, del año 0 hasta el 800 d.C.
7 - Cultura Tiwanaku, del 10 d.C. hasta el 1000 d.C.
8 - Cultura Cajamarca, del 200 d.C. hasta el 1300 d.C.
9 - Cultura Chachapoyas, del 700 d.C. hasta el 1500 d.C.
10 - Cultura Lambayeque o Sicán, del 800 d.C. hasta el 1100 d.C.
11 - Cultura Huari, del 600 d.C. hasta el 1100 d.C.
12 - Cultura Chimú, del 900 d.C. hasta el 1440 d.C.
13 - Cultura Lima, del 200 d.C. hasta el 1440 d.C.
14 - Cultura Chincha, del 1100 d.C. hasta el 1440 d.C.

Los Complejos referentes al Señor de Sipán son pertenecientes a la Cultura Mochica. El resto de culturas se encuentran en diferentes lugares del territorio que ahora se llama Perú. La Cultura Tiwanaku está en lo que ahora es Bolivia, en la frontera con el Perú, donde comparten el hermoso Lago Titicaca. Regresando a los Mochicas. En julio de 1987 el arqueólogo peruano Walter Alva y su equipo descubren lo que serían los primeros restos intactos de un gobernante americano anterior a los incas con más de 1700 años de antigüedad.



El Señor de Sipán fue descubierto rodeado por cerámica ceremonial. Junto con él fueron enterrados 3 concubinas, 1 perro, 1 sacerdote o Chamán que lo guiaría en el otro mundo. Su ataúd era de madera de caña unido con fibras vegetales, con abrazaderas de cobre. Encima del ataúd existían diversas capas de tejidos, esterillas y mantos finamente elaborados ubicados en diferentes estratos, lo que revela lo elaborado y complejo de su cultura y ceremonias. Los ornamentos que tenía al ser encontrado eran diversos, como por ejemplo: dos protectores coxales (uno de oro y otro de plata), sobre el pecho un collar formado por frutos de maní (de los que diez son de oro y diez de plata: por el sol y la luna), en su cinturón tenía unas sonajeras de oro, en la mano derecha un cetro ceremonial con empuñadura de plata y en la parte superior una pirámide trunca de oro; debajo del cuerpo se ubicó su diadema semilunar superior, la que es de oro y tiene una hoja de 62 cm de ancho por 42 cm de altura, y que solo se había visto en la iconografía Moche y siempre relacionada con la más alta investidura de la clase gobernante.











Dios Naylamp

















De igual forma se encontró once pectorales dispuestos sucesivamente sobre el pecho, las piernas y debajo del esqueleto, como protectores de ojos, protector de nariz, una mentonera, orejeras de turquesas y oro, etc. Todo esto viene a constituir el ajuar funerario del Señor de Sipán. Una vez dispuesto su entierro se ubicaron diecisiete vigas de madera de algarrobo cubriendo toda la tumba funeraria, la que tenía 5 metros por lado; sobre estas vigas se colocó un guardián con las piernas amputadas, lo que simbolizaría la obligación de permanecer para siempre en su puesto de vigilancia.




Los restos originales se encuentran todo en el Museo Tumbas Reales de Sipán donde "está totalmente prohibido el hacer fotos y filmar. Todo aparato electrónico se queda en custodia hasta la salida." Además del señor de Sipán, en posteriores excavaciones se encontró otro gobernante, aún más antiguo, el cual mediante pruebas de ADN se comprobó ser pariente directo del Señor de Sipán encontrado en 1987: se le conoce como el "Viejo Señor".

El "Viejo Señor de Sipán" fue un personaje sepultado en la primera edificación de la plataforma debiendo ser el más antiguo gobernante del Valle. Muchos de los emblemas de rango y mando u ornamentos y estandartes de su rico ajuar funerario resultan parecidos a los del Señor posterior descubierto, lo cual refleja una jerarquía y rol semejantes en diversos momentos de la sociedad Mochica. Fue encontrado junto a 1 mujer y 1 llama. A la vista, las pirámides pueden parecer una pequeña montaña natural. Sin embargo, son pirámides que por la erosión del fuerte viento y las lluvias fueron desgastándose a traves del tiempo. El moderno museo Tumbas Reales de Sipán tiene el diseño de cómo eran inicialmente aquellas edificaciones.

Este museo cuenta con vídeos y animaciones en 3D de los rituales seguidos en esta cultura, además de todos los restos encontrados en las pirámides. El recorrido en el interior demanda unas 2 horas aproximadamente.





Paralelamente a la exploración y desvelamiento de la tumba del Señor de Sipán se hacían excavaciones en otros recintos de la pirámide. Fue así que encontraron el fardo funerario de "El sacerdote Guerrero". nombre acuñado por todo el ajuar que llevaba consigo, además de 2 mujeres: 1 mirando hacia el cielo y la otra mirando hacia el inframundo. También había 1 asistente varón y 1 niño. Junto con ellos había 1 perro y 1 culebra. Aquí un vídeo sobre el documental grabado acerca de este importante gobernante Mochica, que gracias a Fernando Romero de México, quien iluminó mi ignorancia en esto de anexar vídeos al blog; ¡gracias Fernando!:















La orfebrería encontrada tenía finos trabajos en oro, plata y lapislázuli, una piedra que sólo se encuentra en Chile y Afganistán. También habían muchas conchas Spondyllus que sólo se encuentran en el Ecuador. Los mochicas adoraban al Dios Ai Apaec, el Dios degollador, que en el otro viaje, perteneciente a Trujillo veremos con frecuencia los murales donde esta deidad aparece.










Cetro de mando: la base trabajada en plata, y la pirámide invertida en oro.


El tour incluye que te lleven a un restaurante típico de buena calidad, y no por eso caro. En el Perú la comida es más barata en relación a Brasil, y los frutos de mar mucho más barato aún, además de delicioso. Quería que Cris probase más de la comida con frutos del mar. Así que nos pedimos un suculento Cebiche de conchas Negras. Plato afrodisíaco. ¡Estuvo muy bueno!

Luego lo acompañamos con un Seco de Cabrito a la Norteña, plato típico de esa región. Los condimentos utilizados lamentablemente son difíciles de encontrar en otros países. Los Complejos Arqueológicos no terminaban ahí. Luego enrumbamos a Túcume a conocer sus pirámides, que aún están en trabajos de exploración. En Perú puedes ir a visitar una vez, y, en años posteriores al regresar al mismo lugar lo más probable es que hayan encontrado algo más para ver y apreciar. Como siempre en los viajes se conoce gente bacán, con la que se puede conversar, como la pareja de limeños con la que compartimos mesa, y el amigo chileno de mi lado izquierdo, disculpen, no recuerdo los nombres.





Estos Complejos Arqueológicos se encuentran ubicados en lo que hoy se conoce como el Valle de la Leche, y ya no pertenecen a la Cultura Mochica. Estas 26 pirámides y decenas de edificios pequeños pertenecen a la urbe creada por la Cultura Lambayeque o Sicán.







Se cree que esta urbe albergaba a la élite, siendo la población en su mayoría agricultores. El responsable de estas excavaciones es el arqueólogo peruano Alfredo Narváez. Subiendo a la colina llamada "El Purgatorio" se obtiene una vista completa de esta ciudad. A la entrada del complejo hay un pequeño museo de sitio donde se puede apreciar un precioso muro original de la llamada "Huaca Las Balsas". Los Sicán adoraban a Naylamp, el Dios llegado del mar.

Salton Classic, Cabernet Sauvignon 2008



Salton Classic; Cabernet Sauvignon 2008; 13,2% Grad. Alc; Bento Gonçalves, Serra Gaúcha, Rio Grande do Sul, Brasil.


Al hacerme de esta botella esperaba algo realmente desagradable. No esperaba nada de él. ¿Entonces por qué lo compré? Porque quería saber como era, y no deducir que simplemente era malo. Sin embargo no fue así. Tampoco es un vino memorable: no, pero no fue desagradable para su rango de precio: puedo decir que fue una pequeña y agradable sorpresa. Sucede que luego de aquel Miolo Reserva Cabernet Sauvignon bebido con anterioridad fue una decepción total: esperaba más de aquel vino, no mucho, pero algo. Este es un vino muy accesible, y quizá por eso no esperaba mucho de él, pero como repito, fue una pequeña sorpresa. En la vista: es claro, de un rojo vívido, carece de cuerpo y no deja ninguna lágrima en las paredes de la copa. En la nariz: olor agradable, se siente olor a pasas, nada especial, mas no es desagradable. En la boca: no es desagradable, sin embargo se siente algo de alcohol, sobretodo en la punta de la lengua, incomoda un poco; tiene un punto de amargor que agrada y que se prende en el paladar, sin llegar a cerrarte la boca. pero que te deja una sensación agradable; no es corpulento, quizá su consistencia esté en el límite. Para el costo que tuvo (RS13, unos US$7) no está nada mal. No decepciona. Es un vino joven para beberlo en cualquier momento.

Latitud 34; Merlot 2008



Bodega Carelli; Latitud 34; Merlot 2008; 13,5% Grad. Alc; Mendoza, Argentina.

Un vino joven, que es para cualquier día, al que no se le puede exigir mucho. Por el contrario, pensábamos que sería desagradable ya que estaba de oferta a un precio muy accesible, pero no fue así. En la vista: no es brillante, es medio opaco, sin lágrimas en las paredes de la copa. En la nariz: difícil encontrarle olor a algo en particular, ambos encontramos su olor muy suave y discreto. En la boca: ella lo encontró algo dulce, yo no. De sabor suave, no te cierra la boca, taninos débiles, tiene una pequeña acidez que no incomoda, tiene poco cuerpo, al final no llega a ser desagradable considerando lo que cuesta; me hace recordar al Miolo Reserva brasileño, sólo que aquel es más caro ofreciendo casi lo mismo, tornándolo más desagradable: este no fue así.
Debe ser de los vinos más jóvenes y baratos de esta casa y (de nuevo) considerando su costo (RS.13,90) no es para esperar mucho de él. Llega a ser bebible, pero no memorable.

Gimenez Mendez, Tannat Premium 2006




Gimenez Mendez; Tannat Premium 2006; 14% Grad Alc; Las Brujas, Uruguay.


El Giménez Méndez Alta Reserva bebido antes fue muy agradable, así que no esperábamos menos de este Premium. Lo interesante, que ambos percibimos, fue que no lo encontramos “fuerte” como creíamos que sería, no. En la boca es muy elegante, te “cierra la boca” por un buen tiempo, pero por increíble que parezca no tenía esa sensación fuerte que esperábamos en un tannat: muy agradable; lo bebíamos lentamente, no queríamos que acabe. Tiene mucho cuerpo esta bebida. El color no parece rojo, es casi negro, es muy obscuro. En la nariz es muy frutado, no empalaga, hay muchas cosas ahí, algo de pimienta y toques de chocolate muy leves. El olor va cambiando conforme pasa el tiempo, se tornaba más elegante y mucho más agradable. La diferencia entre el tannat Alta Reserva y este Premium es la sensación fuerte y agradable, característica de la uva tannat, en el primero. El Premium es un tannat muy elegante, de taninos aún más estructurados, y no percibimos en ningún momento aquella sensación fuerte que pensábamos podría demostrar y quizá desagradar.
Este vino de esta añada se llevó la Medalla de Oro en Ljubljana, Eslovenia, en el 2009; y en ese mismo año la Medalla de Plata en Zarcillos, España.
Giménez Méndez es una casa a la que se regresa, sabiendo que hay un gran vino en sus botellas. Hay una variedad en esta casa uruguaya: “Puzzle”, que mixtura 15 cepas en un solo vino: 11 tintas y 4 blancas, que tengo una curiosidad por saber cómo será aquello.
Como siempre, el vino es tan solo un pretexto para estar más juntitos, más cerquita de quien se ama: la compañía hace mejor un vino de lo que ya es.

Marques de Casa Concha, Carmenère 2007



Concha Y Toro; Marques de Casa Concha; 2007; 86% Carmenère, 14% Cabernet Sauvignon; 14,5% Grad Alc; Valle De Rapel, Peumo, Chile.

Es increíble como pueden ser de la misma cepa esta botella y el Don Elías bebido anteriormente: no hay punto de comparación. A la vista: se ve consistente, denso. es de un púrpura fuerte, y, al igual que con el Syrah de la misma línea bebido con anterioridad bañó las paredes de la copa: muy agradable a la vista. En la nariz: es muy perfumado, madera, también un leve toque de ahumado, un olor muy agradable. En la boca: tiene un gran cuerpo, es muy equilibrado en su acidez (parece ser la característica de los Marques ...), taninos fuertes. Mi esposa recordaba haber bebido un muy agradable Carmenère en Santiago hace un par de años, pero lo recuerda más suave que este, quizá este fortalecimiento se deba a la mezcla con el porcentaje del Cabernet Sauvignon. Por cierto: la presencia de esta uva no aparece escrito en las etiquetas de la botella, tampoco es que lo "percibimos al degustarlo"; para nada, buscamos información y descubrimos aquello, descrito en presentaciones del vino en Rio de Janeiro y Ciudad de México. Regresando a las pocas características organolépticas que podamos percibir: tiene un amargor que se impregna en el paladar: muy agradable esa sensación; luego de beberlo te queda el sabor en la boca por buen tiempo: un vino faustuoso. Pasó 18 meses en barriles de roble francés. Estaba leyendo que la cosecha de este año (2007) recomiendan beberlo del 2012 al 2020. La espera no es una de nuestras virtudes. Vino muy agradable.

Don Elías Reservado, Carmenère 2008



Don Elías; Reservado; Carmenère 2008; 12,5% Grad. Alc; Valle Del Maule, Talca, Chile.

Esta botella me la obsequiaron por un par de fotos que le tomé al distribuidor. No esperábamos mucho de este vino: un Reservado más. Si bien que los de esta línea de Concha Y Toro son bebibles; en este caso no fue igual. A la vista: es muy claro, muy aguado, denota carecer de cuerpo. En la nariz: parece mentira, pero no le sentimos olor a nada, sin ninguna personalidad. En la boca: para ambos fue muy desagradable. Ella lo sintió muy ácido, yo no. No tiene cuerpo, y la primera percepción es de alcohol, sin ser tan fuerte también. No es tan horrible como el Casa Sierra chileno probado antes (también fue carmenère aquella vez), o los Carácter de Bodegas Santa Ana argentinos sufridos anteriormente pero definitivamente es desagradable. Mi esposa fue más enfática: "esse vinagre aquí tenta ser vinho mas esta longe disso". ¡Amén!

Montes Selección Limitada Pinot Noir 2007



Montes; Selección Limitada Pinot Noir 2007; Grad. Alc 14,5%; Valle De Casablanca - Chile.

Uva originaria de Borgoña, Francia. Pasó 6 meses en barriles de roble francés. A la vista: es medio opaco, no es brilloso, y las lágrimas rodean la copa con facilidad. En la nariz: luego de un buen momento se siente suave olor a flores, por más tiempo que pasa el vino en la copa el olor mejora aún más: muy intenso. En la boca: no es corpulento, acidez equilibrada, tiene un amargor agradable, astringencia media y agradable, final medio; a mi esposa le encantó, más aún cuando el vino respiró un tiempo en la copa, quizá hasta quedaba mejor si se decantaba. El vino es muy agradable, elegante.

Marques de Casa Concha Syrah 2007



Concha Y Toro; Marques de Casa Concha; 2007; 92% Syrah, 4% Carmenère, 3% Cabernet Sauvignon, 1% Cabernet Franc; 14,5% Grad. Alc; Buin, Valle Del Maipo, Chile.

Buenos recuerdos del Marques... CS anterior. Sin embargo con esta botella comprobamos una cosa: a mi esposa no le agrada mucho esta uva syrah. A la vista: este vino no es obscuro: es muy obscuro. El vino más obscuro que ya vi, es muy denso y es muy agradable ver algo así: demasiado cuerpo llama la atención. No hay lágrimas en la copa, pero la baña con un violeta que demora en caer por las paredes de estas. Olor: es persistente, se siente algo ligeramente ahumado, es muy agradable. En la boca se siente el cuerpo de la bebida, es de una acidez casi imperceptible, tiene taninos fuertes y equilibrados, muy agradables, de final largo, y deja una deliciosa sensación de amargura en la boca. Es un vino potente. Un muy buen vino.

Alamos, Cabernet Sauvignon 2008



Catena Zapata; Alamos; Cabernet Sauvignon 2008; 13,5% Grad Alc; Luján De Cuyo, Mendoza, Argentina.

Primer Alamos que probamos. Hablan tanto y tan bien de esta línea de Catena que decidimos probar y verificar: todo es muy cierto. Este vino es envejecido por 9 meses en barriles de roble francés y norteamericano. Su color es de un violeta brillante, refleja un cuerpo medio, baña las paredes de la copa con sus lágrimas. Olor: es muy perfumado, olor a frutas rojas, muy agradable. En la boca se denota más cuerpo que a la vista, tiene un amargor agradable, sus taninos se dejan sentir, una leve sensación a algo que no parece madera, quizá tabaco: es elegante y muy agradable. Con un final suave y taninos muy agradables. Un muy buen vino para la edad y sobretodo el precio que tiene.

Sperone Asti



Giacomo Sperone; Moscato; Monovarietal 100%; sin añada; 7% Grad. Alc; Asti, Italia.

La casa Sperone fue fundada en 1911 por Alberto Sperone en Turín. Con una planta en Asti en la actualidad, sus espumantes son exportados a 35 países. Las comparaciones serán en base a los Riccadonna de la misma región que ya bebimos y conocemos: este Sperone tiene un color amarillo algo más obscuro, más pálido, que no es desagradable a la vista. Tiene un rico olor (a no sabemos qué exactamente), y en la boca cuenta con un amargor y una pequeña acidez más marcada: también es agradable. Como todo espumante a base de uvas Moscato es dulce, pero esos puntos de amargor y acidez lo diferencian de la otra marca, sin tornarlo desagradable, tan sólo con una personalidad diferente. Como todo espumante es mejor aún en verano y la experiencia puede ser más agradable con fresas frescas. Sin llegar a ser tan elaborado como el Riccadonna, este Sperone Asti no es desagradable, para quienes gustan beber este tipo de espumantes, los Asti.

Casillero del Diablo, Shiraz 2007



Concha Y Toro; Casillero del Diablo; Shiraz 2007; 13,5% Grad Alc; Valle Central, Chile.

La línea Casillero... son quizá los vinos chilenos más conocidos del mundo. Este shiraz que probamos tuvo diferentes opiniones entre nosotros: al final a ella no le agradó, y a mi sí. A la vista es ligeramente obscuro, no es brilloso, y parece tener cuerpo medio: no es desagradable. Su olor es suave, ella percibió alcohol en el olor, y yo no. Pareciera tener algo de madera, y un poco de pimienta, aunque muy tenue. Al probarlo se encuentra un toque de madera, de taninos suaves y acidez equilibrada, con poco cuerpo, sin llegar a ser aguado, no desagrada eso; de un final corto. Mientras que a mi esposa le pareció que la graduación alcohólica fuese mayor al probarlo, y eso le desagradó, a mi no me pareció. Particularmente es un buen vino para un día cualquier.

Castillo De Liria, Bobal & Shiraz 2007



Castillo De Liria; Bobal & Shiraz 2007; 12,5% Grad. Alc; Chiva, Valencia, España.

Color muy claro, casi transparente, no tiene cuerpo: parece agua con zumo de uva. Olor muy suave, inclusive cuando la botella fue recién abierta; de baja intensidad. En la boca es desagradable, no deja ninguna sensación agradable, no tiene consistencia, no tiene vida. Me imagino una vendimia tradicional en Europa, los vinicultores preguntándose: "¿Y ahora qué hacemos con éste rezago de vino? ¡Ah, ya sé, la embotellamos y la exportamos a Israel, Centro y Sudamérica! (lugares indicados en el reverso de la etiqueta.) Algo así como los containers de basura que enviaron al puerto de Santos desde Inglaterra, sólo que aquí se tomaron el trabajo de embotellarla y etiquetarla. Muy desagradable.

domingo, 21 de marzo de 2010

D.V. Catena, Cabernet Sauvignon & Malbec 2005




Catena Zapata; Domingo Valentín Catena; Cabernet Sauvignon & Malbec 2005; 13,6% Grad. Alc; Mendoza, Argentina.

Al descorchar la botella ya deja percibir su olor. Ya en la copa se siente un leve olor a madera, ambos percibimos eso. A la vista te das cuenta del cuerpo de esta bebida. En la boca es de una equilibrada acidez, muy leve, se siente también un leve amargor en la lengua y en la parte superior de la boca, no incomoda, por el contrario, es muy agradable. Muy fácil de beber, derrocha elegancia. Un muy buen vino.

Casillero Del Diablo Reserva Privada Cabernet Sauvignon - Syrah 2005



Concha Y Toro; Casillero Del Diablo Reserva Privada 2005; Cabernet Sauvignon 65% - Syrah 35%; 14,5% Grad. Alc; Pirque, Valle Del Maipo & Peumo, Valle De Rapel, Chile.

Si el anterior Casillero fue bueno, ahora fue mejor. Este ensamble de uvas de diferentes localidades chilenas hace un vino más delicado, fino. Buscando información sobre estas zonas encontré que la localidad de Pirque se encuentra a 650 m.s.n.m, y Peumo a 200 m.s.n.m. lo que hace que la uva Syrah sea pequeña y de alta concentración. Tenía un olor frutado muy agradable. Ahora sí la copa fue bañada con lágrimas. En la boca se sienten sus taninos, sin dejar de ser equilibrados, finos; también se siente más frutado que el Casillero anterior. No lo decantamos pero sí lo dejamos respirar un tiempo. El diseño en el corcho también es diferente: aparece el año del vino. Este Casillero como el anterior, y los Marques... son trabajo del enólogo Marcelo Papa, el responsable de muy buenos vinos de esta casa. Un muy buen vino.

Casillero del Diablo Cabernet Sauvignon 2008



Concha Y Toro; Casillero del Diablo Cabernet Sauvignon 2008; 13,5% Grad. Alc; Valle Central, Chile.

Al descorchar la botella se sintió un agradable olor por poco tiempo, no como el Marques ... que perfumó toda la salita de la casa. Tiene un olor suave y agradable. A la vista, sus lágrimas no son marcadas y no bañan la copa. Al probarlo la sensación es agradable. Los taninos no son tan marcados pero no deja de ser rico. No da sensación de acidez, es equilibrado. Nuevamente sentí un poco de chocolate. Cris se reía: "pra você todo cheira a chocolate rsrs..." Luego ella me dice que siente un poco de madera. Le dije que estaba loca jeje..., que no sentía nada de madera jejeje...., y en verdad yo no percibí eso y ella sí: estábamos divirtiéndonos. Mejoró acompañándolo con cubos de un queso uruguayo que ahora no recuerdo el nombre. Lo bebíamos mientras veíamos como el LDU campeonaba en la Sudamericana: una pena por el Flu'. Creo que beber este vino o cualquier otro, sin ella a mi lado no sería igual. Vino agradable, aunque nada comparado a la excelente compañía.

Vinumtellus, Cabernet Sauvignon 2004



Viniterra; Vinumtellus Cabernet Sauvignon 2004; 13,5% Grad. Alc; Luján De Cuyo, Mendoza, Argentina.

Ya habíamos bebido 2 botellas de este Viniterra: un syrah y un malbec. Este, al igual que el malbec de esta casa nos pareció que tenía una graduación alcohólica mayor. En el olor se percibe el alcohol. Al probarlo deja sentir los taninos cerrándote la boca, su consistencia es mediana, pero la sensación del alcohol es marcada. Las botellas anteriores de esta misma línea nos parecieron bebibles; ahora esta no tanto. Luego de beber algunas botellas ya de otros vinos, este llega a ser ordinario.

Elsa Bianchi, Syrah 2006



Valentín Bianchi; Elsa Bianchi Syrah 2006; 14,5% Grad. Alc; San Rafael, Mendoza, Argentina.

Tiene un color púrpura obscuro, parece denso pero no lo es. El olor hasta puede ser agradable y no delata ahí lo que nos espera al probarlo: es de una marcada acidez que lo torna muy desagradable. Imbebible.

Trio 2007 Cabernet Sauvignon - Shiraz - Cabernet Franc



Concha Y Toro; Trio 2007 Cabernet Sauvignon 70%, Shiraz 15%, Cabernet Franc 15%; 14% Grad. Alc; Valle Del Maipo, Chile.

No es totalmente obscuro, de mediana corpulencia: un olor agradable que no delata fruta alguna de manera tan marcada a diferencia del Trio anterior (al menos para mi). El sabor es muy agradable, de taninos muy intensos, te deja la sensación por buen tiempo en la boca, es delicado y a la vez denso; es equilibrado y a la vez deja sentir sus taninos. Un muy buen vino en el mismo rango de precio que el anterior. Estos Trio’s no tienen pierde. Después de probarlos es imposible aventurarse adquirir otros en ese rango de precio que te ofrezcan esta marcada calidad: muy agradables.

Trio 2007; Merlot - Carmenère - Cabernet Sauvignon



Concha Y Toro; Trio 2007; Merlot (65%), Carmenere (25%), Cabernet Sauvignon (10%); 14% Grad Alc; Valle De Rapel, Chile.

Leía lo que personas conocedoras de vino mencionaban de este vino, y no se ahorraban elogios para esta unión de cepas, y la verdad, tenían razón: es un vino diferente. Es delicado y al mismo tiempo duradero en la boca (parece contradictorio pero fue lo que sentimos). En la parte central del paladar se deposita una marcada sensación de amargura que no es para nada desagradable: me hacía recordar algo que ya había probado antes, en el Perú, hacía tiempo. Luego, después de mucho recordé: saúco. Esa fruta no la he visto aquí en Brasil y no sé si hay con otro nombre: en Perú es común encontrar productos en base a saúco. Claro, no sé si el vino tenga trazos de esta fruta, pero el sabor fue muy marcado. El color es agradable, es consistente, con cuerpo. Olor suave, de poca intensidad pero agradable. En la boca es delicado y también persistente. Un muy buen vino considerando su precio (RS33).

68 Mèridien; Cabernet Sauvignon 2008



68 Mèridien; Cabernet Sauvignon 2008; 13% Grad. Alc; Mendoza, Argentina.

Esta botella pertenece al infame grupo de aquellas que compramos a comienzos de año (¡sabrá algún Dios por qué!) en una oferta de un supermercado: ¡nunca más! Aunque algunos nos gustaron en aquellas oportunidades (los Viniterra), este no fue el caso. Digamos que no es tan horrible como los Caracter's anteriores pero definitivamente es un vino malo. No tiene cuerpo, de color muy claro, su acidez resalta tornándolo desagradable, aunque no en la medida de las porquerías que fueron aquellos Caracter's. No es del todo un desperdicio: con este vino se puede cocinar.